Somos Todos Uno
     
 
Home Home Volver Volver


Introducción a la Cromoterapia

por: Teresa Kam Teng
 
Introducción a la Cromoterapia
 

Traducción de Teresa - teresa_0001@hotmail.com

El hombre desde su nacimiento está rodeado de colores y los vestigios de las sensaciones de esos colores son captados por el cerebro, dejando en él su impresión.

Los colores son estímulos psicológicos para nuestra sensibilidad, influenciándonos para gustar o no de algo, para negar o afirmar, para actuar o abstenerse. Las preferencias por un determinado color se basan en asociaciones, experiencias del pasado o en el momento que estamos vivenciando.

Los colores forman parte de nuestra vida porque son vibraciones del cosmos que penetran en nuestro ser para continuar vibrando e impresionando, dando un sonido, un colorido al pensamiento y a las cosas que nos rodean.

La Cromoterapia es la ciencia que usa los colores para restablecer el equilibrio bioenergético de los seres vivos.

La terapia mediante el uso de los colores viene siendo utilizada desde las antiguas civilizaciones. Podemos destacar los Egipcios, los Griegos, los Chinos y los Hindúes.

Hoy el estudio de los colores es observado en terapias, en el vestuario, en los ambientes residenciales y comerciales, en la propaganda, etc. Podemos asociar el estudio de los colores a la radiestesia, numerología, cristales, música, meditación, etc.

“Cuando dejas que el color entre en tu vida, dejas entrar también la creatividad. Con la creatividad viene el divertimento, y con él, el entusiasmo. Con el entusiasmo viene el enorme éxito, pues éste nace de la energía del movimiento vibracional.”
(Kathleen Vande Kieft)


Para mejor entender el estudio de los colores, hemos de conocer algunos conceptos:

El Color: es la impresión que la luz reflejada por la superficie de los cuerpos produce en el órgano de la vista. El color es un lenguaje individual. El ser humano reacciona frente a él de manera subordinada a sus condiciones físicas y a las influencias culturales. El color posee movimiento, peso, equilibrio y espacio. El valor de su expresividad lo convierte en un elemento importante en la transmisión de ideas.

La Luz: es una pequeña parte del espectro magnético. Es una forma de energía que recorre el espacio en ondas, que pueden ser largas o cortas. Cuanto menor sea la onda, mayor es su frecuencia (velocidad) y cuanto mayor la onda, menor su frecuencia.

El Espectro Electromagnético




La luz Blanca al incidir sobre un prisma se descompone en diferentes largos de onda, que se separan formando los colores, que van desde el violeta hasta el rojo, pasando por el índigo, azul, verde, amarillo y anaranjado.

Rojo: posee una onda larga, y su capacidad de propagación es mayor que la de los otros colores, haciendo que sobresalga. Su frecuencia vibracional es la que más se aproxima de la materia y está relacionada con el mundo físico.

Anaranjado: su vibración se encuentra en una frecuencia intermedia entre el rojo (físico) y el amarillo (mental). Actúa en el nivel etéreo que está entre lo físico y lo mental, desobstruyendo y eliminando cualquier barrera constituida en la personalidad. Elimina principalmente las formas pensamiento negativas.

Amarillo: su vibración estimula el intelecto y está considerado el color de la inteligencia y la sabiduría.

Verde: es el color que está en el centro del espectro de luz, considerado el color del equilibrio y de la cura.

Azul: su rayo ultrapasa los límites de la materia y de la mente, estando en una frecuencia más elevada. Es el color de la emoción y verbalización; se le asocia con la calma y la relajación.

Índigo: es el color de la comprensión, de la conciencia mayor sobre todas las cosas. En el campo mental el índigo es un color benéfico para trabajar los procesos de culpa.

Violeta: es el color que tiene la vibración más elevada en el espectro de luz. Su frecuencia alcanza las capas más sutiles y elevadas del ser. Este color sugiere la elevación en todos los sentidos. Está relacionado con el poder.

Colores Cálidos: son el rojo, el anaranjado y el amarillo. Son colores más luminosos, sus vibraciones causan una sensación más física. Dan una sensación de proximidad, calor, densidad; secos, aparte de ser más estimulantes.

Colores Fríos: son el azul, el índigo y el violeta. Son colores más oscuros, con vibraciones más sutiles, de propiedad más astral. Parecen más distantes, leves, fríos, transparentes, húmedos, aéreos, son colores más calmantes.


Vea tambiém:
Introdução à Cromoterapia

Teresa Kam Teng Arquiteta, Arteterapeuta, pós graduada em Mitologia Criativa, Contos de Fadas e Psicologia Junguiana. Fez diversos cursos na área holística direcionados para o auto-conhecimento com destaque em Reiki, Cromoterapia, Radiestesia, Numerologia Pitagórica, Litoterapia, Mesa Lira e Aconselhamento Metafísico Transenergético. Atua com Terapias Holísticas desde 2000 e com Arteterapia desde 2012. Trabalha na ABEM (Associação Brasileira de Esclerose Múltipla) e no Espaço Yki em São Paulo. Acredita que o equilíbrio interior, a percepção de si e o autoconhecimento são fundamentais para o desenvolvimento e a saúde integral do ser, e por isso todo o seu trabalho é voltado para essas questões.
Email: kamteng@ig.com.br


Otros artículos




  Ejercicios
 
Ejercicios Mapa Astral
Ejercicios Vidas Pasadas
Ejercicios Baraja Gitana
Ejercicios Juego de las 3 runas
Ejercicios Cuál es el color de tu miedo
Ejercicios La numerologia de las Relaciones
Ejercicios Constelaciones Familiares
Ejercicios Alineando los 7 centros energéticos de tu cuerpo
Ejercicios Mensaje del Sabio
Ejercicios I ching
Ejercicios Juego del Tarot Stum
Ejercicios Tarot de los Angeles
Ejercicios La numerologia de los colores que faltan en tu nombre
Ejercicios Central de la meditación
Ejercicios Tarot de las Relaciones
Ejercicios La cura del alma a través de los colores
 




 
© Copyright 2000-2019 - Somostodosuno.com - Todos los derechos reservados