auravide auravide

Al pie de la letra

por Ana Cecília Amado Sette
Publicado dia 08/02/2008 12:51:36 em STUM WORLD

Compartilhe

Facebook   E-mail   Whatsapp

Traducción de Teresa - [email protected]

Las gentes ya no escriben tanto como antiguamente, pero al hacerlo, revelan datos importantes de su personalidad, lo cual viene a ser el objeto de estudio de la grafología.
En tiempos de e-mails, MSN, “teléfonos móviles a los que sólo les falta hablar”, el hombre va perdiendo el saludable hábito de escribir, eso mismo, tomar un papel en blanco y dibujar en él letras, palabras, frases con principio, medio y final. Está dejando que se pierda, en verdad, un excelente instrumento que podría servir para analizar su propia personalidad. Con buena o mala letra, como decían los antiguos, la escritura es capaz de proporcionar indicaciones importantes acerca del carácter de la persona, de tal forma, que muy pronto su estudio, denominado grafología, adquirirá status de profesión. Quien lo dice es Ana Cecília Amado Sette, psicopedagoga especializada en orientación vocacional, y grafóloga, integrante del comité de cursos de la Asociación Brasileña de Grafología (Sobrag).
Juntamente con los tests físicos y psicológicos, las empresas han venido utilizando cada vez más los perfiles grafológicos para la contratación de profesionales para sus plantillas. La grafóloga explica el por qué de esto, y la importancia de su trabajo. “Cuando hacemos un perfil, desnudamos a la persona.

Cómo es su inteligencia, su creatividad, su libido. El grafólogo ha de disponer de un amplio conocimiento, por ejemplo, de psicología, pedagogía, medicina. No es un trabajo que se pueda hacer como simple aficionado.”
Además del campo de trabajo, la grafología viene siendo usada actualmente como opción frente a otros tests diversos. “No hay forma de que la persona pueda disfrazar la letra. El buen grafólogo consigue constatar la tentativa de fraude y detectar a aquellas personas que representan varios papeles en la vida”, comenta Ana Cecília. Hoy, gracias a la regularización de la profesión, ha aumentado mucho la oferta de cursos de formación, pero es preciso estar atentos a la calidad de los mismos.
La duración de un curso para grafólogo es de como mínimo dos años, lo que equivale a más de 200 horas/clases. Los interesados en esa área pasan además por un período de supervisión y realizan exámenes para ingresar en la Sobrag. “Sólo podrá hacer perfiles grafológicos el que sea asociado y haya frecuentado cursos con los profesores oficiales de la asociación. Esa área exige actualización constante, por eso la persona no puede parar de estudiar”, recomienda.

Insinceridad
Ana Cecília ha desarrollado un método que lleva el nombre de Graphosette; según ella, los alumnos siguiendo una planilla aprenden a hacer un laudo de manera muy rápida. Ella compara la grafología con el conducir un automóvil, hace falta mucha preparación. “Yo doy el laudo en el primer día, grafías para estudio, todos los conceptos de las escuelas española, francesa, italiana y alemana”, añade.
El área de actuación del grafólogo está relacionada con los Recursos Humanos (RH) de las empresas, o sea, la selección, preparación, reclutamiento; además de las áreas de orientación vocacional y auto-conocimiento, para el mejoramiento de la personalidad. Psicólogos, psicopedagogos, pedagogos, abogados y educadores suelen ser los más interesados en el tema. “Doy cursos para profesores porque la alfabetización está muy incipiente. Son para que ellos enseñen al niño a escribir de forma correcta, evitando que utilicen los signos de insinceridad y de mentira. Con esto ya les van moldeando la personalidad, por ejemplo, cuando el padre es alcohólico”, revela la grafóloga.
Según la psicóloga Sandra Espírito Santo, socia y directora de una empresa especializada en preparación, reclutamiento y selección, cerca del 80% de las empresas que atiende solicitan laudos grafológicos de los candidatos a puestos de trabajo vacantes. El cliente quiere saber si la persona tiene condiciones para asumir el cargo ofrecido. En general, son cargos de liderazgo, gerencia, coordinación, dirección.
“Está ‘de moda’, pues muchos tests son censurados. Aunque la grafología no esté reconocida por el Consejo Regional de Psicología, las empresas la utilizan porque ella da una pista sobre si la persona tiene las competencias que el cliente está buscando. Lógicamente, hay otras compañías que solicitan tests ya comprobados”, explica.

Transformaciones
“La grafología consiste en el estudio de la grafía de la persona, por medio de los signos gráficos, que evalúan e interpretan su carácter, comportamiento, personalidad, idoneidad, estilo, energía y temperamento. Verifica además su predisposición a alguna enfermedad; personas que hacen uso del alcohol o de drogas, y revela tendencias de las características personales para determinadas competencias y profesiones. Ejemplos que entrarían como competencias: trabajo en equipo, flexibilidad, relaciones interpersonales, liderazgo y otros”, detalla Sandra.
Según la psicóloga, durante el proceso de entrevista y evaluación se avisa al candidato de que su grafía será analizada. “No es posible burlar la grafía. Por más que una persona intente disfrazarla hay algunos signos gráficos que ella va a hacer siempre, como, por ejemplo, un margen, un trazo. Su letra denuncia las transformaciones, conflictos, momentos de transiciones que pueda estar pasando” enfatiza. La interpretación también se verifica por el estudio del temperamento, de la línea, del margen, de la palabra. “Inclusive por la disposición en que la persona coloca el texto en la hoja. El grafólogo consigue evaluar a ese profesional por más que él intente disimular”.
Sandra comenta que, además del proceso selectivo, es cada vez más común el análisis de la grafía de los profesionales en las empresas. “En ese caso, señalamos lo que es necesario, por ejemplo en una preparación para cualidades de liderazgo, de emprendimiento, de flexibilidad, de atención al cliente.”
Ella dice que su empresa ofrece el curso básico de grafología, con una duración de 30 horas, programado conforme a la reglamentación de la Sobrag. “El curso de corta duración, de 30 horas, es de introducción al tema, pero no habilita al alumno para hacer laudos grafológicos fidedignos”, finaliza. (MA.)

Artigo publicado en la revista de Kalunga


estamos online

Compartilhe

Facebook   E-mail   Whatsapp

starstarstarstarstar
O artigo recebeu 1 Votos

Gostou?   Sim   Não  

Leia Também

Ao pé da letra




Sobre o autor
ana
Ana Cecília Amado Sette é especialista em Grafologia, com mais de trinta anos de experiência em aplicação da Análise Grafológica, com ênfase em Seleção de Pessoal.
Atende pessoas e empresas em São Paulo.
Conheça os auto-testes de Grafologia
Email: [email protected]
Visite o Site do Autor

Veja também
artigo Treinando a não-mente
artigo Horário
artigo Ativação dos sentidos interiores
artigo Amigos extrafísicos


As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.

auravide

 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2020 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa