auravide auravide

Cada día es una pequeña vida...


Traducción de Teresa - [email protected]

En los últimos 18 meses, especialmente, he venido buscando una comprensión todavía más profunda de mí misma y, consecuentemente, de cada alma que, de alguna forma, se me aproxima…

En esta jornada, he venido descubriendo y confirmando, cada vez con mayor lucidez, una verdad que puede ser estupenda (o no) dependiendo de la forma en cómo lidiamos con ella: ¡cada día es una pequeña vida!

Cada situación es una encrucijada. Cada paso es una elección que puede cambiarlo todo. Tal vez exactamente por eso sea tan difícil mantenernos fieles a los sentimientos que más deseamos experimentar: alegría, autoestima, gentileza, amor…

Un paso vacilante… y todo se modifica. Lo que era amor puede transformarse en celos, egoísmo, rabia, miedo. Lo que era alegría puede transformarse en duda, desesperanza, tristeza. Lo que era autoestima puede transformarse en inseguridad, agresividad, dolor. Lo que era gentileza puede transformarse en intolerancia, desistimiento, arrogancia.

Una actitud, una elección… ¡y todo puede cambiar! Y esto me hace recordar la máxima “Orad y vigilad”. Cuando se ora, se pide lo que se desea, se entra en estado de humildad, receptividad, esperanza… Pero un minuto más tarde, es preciso entrar en vigilancia constante.

Somos pasionales, estamos motivados por reacciones. Aún no hemos aprendido a ponderar. Reaccionamos automáticamente a partir de creencias limitantes, de prejuicios y defensas internas. Reaccionamos: este es el problema.

Es preciso que comencemos a actuar. Siempre actuar. Cada paso ha de ser una acción consciente, atenta, lúcida. Y para que esto se haga posible, sólo hay una manera: entrenamiento, práctica, repetición… día tras día hasta que se convierta en hábito.

Solo podemos destruir un viejo hábito que ya no nos interesa si en su lugar construimos uno nuevo, que revele una nueva dirección, un nuevo camino. Los sentimientos difíciles continuarán dentro de nosotros, pero en vez de reaccionar frente a ellos, podemos decidirnos por una nueva acción.

En último caso, vengo haciendo así: cuando aún no sé cuál es la nueva actitud que puedo tener frente a un sentimiento difícil, opto por el silencio. Respiro hondo, entro en contacto con lo que estoy sintiendo, reconozco que estoy dejándome afectar por lo que está ocurriendo y simplemente espero, en silencio, hasta que logre encontrar, dentro de mí, una nueva manera de proceder frente a viejos sentimientos.

Y así, de vida en vida, un día cada vez, pretendo despertar mañana más positiva de lo que he sido hoy…


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


foto
Rosana Braga é Especialista em Relacionamento e Autoestima, Autora de 9 livros sobre o tema. Psicóloga e Coach. Busca através de seus artigos, ajudar pessoas a se sentirem verdadeiramente mais seguras e atraentes, além de mostrar que é possível viver relacionamentos maduros, saudáveis e prazerosos.
Acesse rosanabraga.com.br para mais conteúdos exclusivos!
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa