auravide auravide

¿Cómo anda tu evolución espiritual?


por Bruno J. Gimenes - [email protected]

Traducción de Teresa - [email protected]

¡Esta, ciertamente, no es una pregunta que oigamos con facilidad! Encontramos a personas por las calles, convivimos en casa, en el trabajo, en las rutinas del día a día, siempre en contacto directo con mucha gente; aún así, no es una pregunta corriente. Los diálogos entre las personas se desarrollan con gran facilidad, en todos los lugares, a todo momento, aún así, es poco probable que alguien te pregunte: “-¿Cómo anda tu evolución espiritual?”

Lo más frecuente son las preguntas relativas a cuestiones como salud, economía, amigos, familiares, e incluso un sencillo: “-¿Cómo te va?”

Este texto tiene por objetivo animarte a una reflexión más profunda respecto al sentido de la vida, al motivo de nuestra existencia o además, la real finalidad de nuestra encarnación: ¡la evolución! Siendo así, no tenemos la costumbre de preguntar a los demás, y tampoco se nos pregunta sobre ese tema.

Y ¿por qué ese no es un asunto que llame la atención? ¿Por qué la mayoría de nosotros solo reflexiona sobre la vida en momentos de dificultad? ¿O cuando estamos enfermos? ¿O en el lecho de muerte?

Si todos tenemos una misión en este Planeta, ¿por qué no tenemos la costumbre de reflexionar sobre ello? ¿Por qué lo dejamos de lado? ¿Por qué hacemos de cuenta que no es importante?
¿Es esto lo que se llama ilusión?

Si realmente tenemos una misión evolutiva en esta existencia, luego nuestra más importante tarea en el período de la vida sería hacer lo que fuese para llevarla a cabo con éxito. ¿No sería esa nuestra más importante meta?
Entonces ¿por qué en la práctica esto no ocurre?

- Porque no somos espiritualizados, que es lo mismo que decir que no tenemos conciencia de las leyes naturales que rigen la humanidad en todo su contexto.

- Porque no tenemos la perspectiva de la eternidad.

- Porque aún estamos sujetos a la ilusión de la materia, separándonos de la Fuente, creando el ego negativo, que es el causante de todo dolor y sufrimiento.

- Porque hemos sido y todavía somos desestimulados a creer en el plano espiritual, y lo peor: aceptamos esa realidad pasivamente.

- Porque estamos fascinados con lo que solo los ojos físicos pueden ver.

- Porque muchos de nosotros equivocadamente entendemos que la evolución espiritual solo se produce a través de las religiones, y como éstas ya no logran responder a los anhelos de la humanidad, (en algunos casos ya no tienen siquiera credibilidad) algunos desisten de esa búsqueda.

- Porque en los días actuales la educación moderna ya no nos enseña a pensar, sino que prefiere ofrecernos los pensamientos ya listos, y, nuevamente lo aceptamos.

- Porque aun con tantas dificultades y conflictos, aun así, estamos acomodados en nuestras “zonas de confort”. Porque en muchos casos nos da pereza cambiar, empezar. Es más fácil dejarlo tal como está.

- Por esas y por otras causas, la humanidad, en su mayoría, de manera ilusoria, ha venido creyendo que la misión de cada ser en este mundo es progresar principalmente en el aspecto material, en ese capitalismo, que se muestra como una de las causas responsables por la baja inmunidad del Planeta.

Está claro que estos son tan solo algunos de los diversos motivos que nos hacen permanecer aún ciegos a las verdades universales, distantes de asimilar la sabiduría divina y la habilidad para seguir evolucionando. La historia de la humanidad muestra claramente una ley incuestionable: la evolución constante. ¡No hay cómo entrabar esa naturaleza de Dios, que nos hace concluir que tenemos que acompañar ese flujo, y evolucionar de todos modos! Como ya sabemos: por el amor o por el dolor.

Buscar la evolución espiritual es anhelar definitivamente interrumpir esa pedagogía universal de la enseñanza por el sufrimiento. ¡Ya basta!
Es más que hora de que seamos conscientes de nosotros mismos y de nuestros papeles.
Ese movimiento se llama: Evolución Espiritual.

Estamos hablando de una evolución espiritual accesible para todos los seres, en todos los lugares del mundo. Advirtiendo sobre la necesidad de comprender el motivo real de nuestras existencias, de las situaciones de la vida y de las transformaciones necesarias a que todos somos sometidos, con el mismo propósito evolutivo.

Ha llegado el momento, el siglo XXI, la Nueva Era, la Transición Planetaria, la Era Digital, y tantos otros movimientos del universo. Todo está manifestando fuertes indicios de que ya podemos dar un salto en busca de un nuevo nivel de consciencia y felicidad.

Jamás en toda la historia de la humanidad hemos logrado reunir tantas condiciones favorables para que el mundo pudiese dar ese salto evolutivo nunca antes imaginado. Con libertad y consciencia. No obstante, para que esa jornada pueda empezar a producirse dentro de ti, para que las transformaciones positivas se inicien en tu alma, hemos de preguntarte algo. Además, queremos invitarte a que respondas a esta pregunta haciendo una profunda y dedicada reflexión sobre:

¿Cómo anda tu evolución espiritual?
Contesta a esta pregunta desde el fondo de tu alma, reflexiona, medita ¡y entra en ese viaje llamado Evolución Espiritual!


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


clube WebMaster é o Apelido que identifica os artigos traduzidos dos Associados ao Clube STUM, bem como outros textos de conteúdo relevante.
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa