auravide auravide

Correcciones de Rumbo


Traducción de Teresa - teresa_0001@hotmail.com

Aquí en la Matrix tenemos personas con varios niveles de percepción. Algunas consiguen colocarse en el lugar de los demás, otras no. Algunas consiguen percibir que hay algo más allá de la materia. Otras no. Hay aún quien perciba claramente la “mano” de Dios en sus vidas. Otras, al contrario, sólo ven el mal, el adversario, el abandono de Dios.

Vivimos en un mundo de causa-y-efecto. Ya sea por efectos causados por nosotros mismos, o por los otros. Dios (como personalidad) no tiene nada que ver con esto (bueno, tal vez podamos echarle la culpa por haber creado la regla del juego) y no lanzará un rayo a la cabeza de tu compañero de trabajo que está intentando perjudicarte sin motivo. Te resta tan sólo servirte de las mismas reglas para protegerte (el bien que se hace – desinteresadamente – es equivalente al bien que se recibe).
Sin embargo, a veces la persona es buena y le toca sólo fastidiarse. Chico Xavier mismo es un estupendo ejemplo: basta echar un vistazo a su biografía, sólo vas a encontrar desgracias. ¿Será que Chico no fue buena persona lo bastante? Su historia de vida demuestra que sí. Entonces, ¿fue injusticia de Dios? Humm, ¿nuevamente poniendo personalidad a Dios? No, eso no cuela.

Olvidamos que, incluso siendo “buenazos” aquí en esta vida terrestre, no somos la última Coca-Cola del desierto, la imagen Divina de lo alto, el hijo que Jesús hubiera querido tener. Somos humanos, con errores, acomodaciones, juicios de valor, visión limitada por la propia condición de encarnados, etc. Y estamos aquí para crecer, no como personalidades importantes en la Tierra, sino para crecimiento y purificación del espíritu. A veces necesitamos correcciones de rumbo que pueden ser suaves, si estamos atentos a las indicaciones del camino, o bruscas, si es preciso evitar el darnos de cara contra un poste.
A veces protestamos por la enfermedad – que nada más es que el cuerpo avisando de que algo en nuestro hábito no le está sentando bien – e inventamos disculpas para no CORREGIR nuestra conducta (sea ella la postura de la columna, la bebida que destruye el hígado, los alimentos dulces o grasientos que desarreglan el cuerpo, etc.) ni siquiera cuando la persona sabe que ha puesto rumbo hacia la muerte (del cuerpo físico, cuando menos).
Los infortunios que suceden en nuestra vida también pueden ser correcciones de costumbres que hemos traído de otras vidas (y que no se han manifestado antes por pura falta de oportunidad) y MUCHAS veces son “autorizadas” por nosotros mismos para que aprendamos de la forma más dolorosa, precisamente porque te sabes inmerso en un estado de adormecimiento del propio espíritu que sólo podría salir a la superficie a través de un choque (del tipo de un nacimiento con fórceps).
En el libro “La Verdad de la Vida” Masaharu Taniguchi explica que puede ocurrir que, al orar por la salud de un paciente, en vez de mejorar, empeora. Según él, esto es señal de que la cura ha comenzado a manifestarse, pues el problema ha salido a la superficie para poder ser trabajado (ya sea a nivel físico, psicológico, o ambos). En el libro, él llama a eso chemicalization, en la que el paciente pasa por un “proceso de auto-desintegración de la ilusión” . Es el encuentro con la Sombra. Puede incluso ocurrir que el paciente esté débil y muera, pero ha sido ya un progreso para aquel espíritu que comenzó a lidiar con un problema que podía venir acompañándolo desde hace varias y varias vidas de forma latente, retrasando su evolución.

Véase el texto que sigue, psicografiado por el propio Chico Xavier, de autoría de Emmanuel, y publicado en el libro Pan Nuestro:

“Si soportáis la corrección, Dios os trata como a hijos; pues ¿qué hijo habrá a quien el padre no corrija?”

-Pablo (Hebreos, 12:7)

Bienaventurado el espíritu que comprende la corrección del Señor y la acepta sin reluctancia.
Raras, sin embargo, son las criaturas que consiguen entenderla y soportarla.

Por veces, la reprensión generosa de lo Alto – símbolo de desvelado amor – alcanza el campo del hombre, traduciendo advertencia sagrada y silenciosa, pero, la mayoría de las ocasiones, la mente encarnada repele el aguijón salvador, se introduce en la noche de la rebeldía, elimina posibilidades preciosas y califica como infortunio insoportable la influencia renovadora, destinada a despejarle el oscuro y triste camino.

Mucha gente, ante el fenómeno regenerativo, apela a la fuga espectacular de la situación difícil, y se entrega, inerme, al suicidio lento, abandonándose a la indiferencia integral hacia el propio destino. Quien así procede no puede ser tratado como hijo, por cuanto se ha aislado a sí mismo, se ha alejado de la Providencia Divina y ha erguido compactas paredes de sombra entre el propio corazón y las Bendiciones Paternas.

Aquellos que comprenden las correcciones del Todo-Misericordioso, se reajustan en círculos de vida nueva y prometedora. Vencida la tempestad íntima, revalorizan las oportunidades de aprender, servir y construir, y, fundamentados en las amargas experiencias del ayer, aplican las gracias de la vida superior, con vistas al mañana.

No te olvides de que el mal no puede ofrecer rectificaciones a nadie. Cuando la corrección del Señor te alcance el camino, acéptala, humildemente, convicto de que constituye un verdadero mensaje del Cielo.

Emmanuel

Taniguchi nos dice que puede darse también la chemicalization del destino. Cuando nuestra vida está para dar un salto a mejor, puede ocurrir una época de tinieblas, de desánimo. Es la noche oscura del alma. No obstante, cuanto mayor sea la oscuridad de la noche, más cercano está el rayar del alba. Tanto que existe un aforismo de Seicho-No-Ie que dice: “Cuanto peor esté la situación, más se debe estar seguro de que la mejoría se aproxima” . Esto ha sido bien verdad para Chris Garner, negro norte-americano que ha conseguido llegar desde sin-techo a millonario, y cuya historia ha inspirado la más reciente película de Will Smith: “En Busca de la Felicidad” (merezco cuando menos una atención por parte de Sony, por la propaganda gratuita).

En fin, nunca pierdas la confianza.

¡¡¡GANBATTE!!!


estamos online

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


Leia Também

Correções de Rumo




acid
Acid é uma pessoa legal e escreve o Blog (Saindo da Matrix).
"Não sou tão careta quanto pareço. Nem tão culto.
Não acredite em nada do que eu escrever.
Acredite em você mesmo e no seu coração."
Visite o Site do Autor


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.

auravide

 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2021 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa