auravide auravide

El hilo de Ariadna


Traducción de Teresa - [email protected]

La mitología griega cuenta que Teseo, un joven héroe ateniense, hijo de Egeo, rey de Atenas, tras haber regresado victorioso de un largo viaje, decide incluirse en el grupo de siete muchachos y siete muchachas que eran sacrificados anualmente al monstruo Minotauro, (mitad toro y mitad hombre) que vivía en un laberinto construido por el rey Minos en la isla de Creta. Este sacrificio era el castigo que Minos había impuesto a Atenas tras la muerte de su único hijo y heredero, ocurrida misteriosamente en aquella ciudad. Teseo prometió al padre que mataría al Minotauro y volvería victorioso a Atenas. Al llegar al palacio de Minos, Teseo conoció a la bella Ariadna, hija del rey, y se enamoró perdidamente. Ariadna en vano intentó persuadirlo para huir y así escapar a la terrible muerte que lo esperaba ciertamente en el peligroso laberinto. No lográndolo, dio a Teseo un ovillo de hilo de oro, explicándole que debía desenrollarlo al entrar en el laberinto. De esta manera, después de haber matado al monstruo, él podría encontrar fácilmente el camino de vuelta y no se perdería, como les había pasado a muchos antes de él. El terrible Minotauro devoraba cada año a siete muchachos y siete muchachas aplacando de ese modo su ira, pero acabó siendo derrotado por el listo Teseo que cegó al monstruo echándole arena a los ojos y golpeándolo después mortalmente. Teseo cortó además un puñado de los cabellos del monstruo y retomó el camino de vuelta, siguiendo el hilo de oro que Ariadna le había dado. Al llegar al palacio entregó el cabello al rey, que perdonó a Atenas la deuda y además le entregó a Ariadna, que, enamorada, siguió al héroe hasta una isla, donde fue por éste abandonada posteriormente. Pero esa es otra historia…

Empecé este artículo con el mito de Ariadna porque, siempre que quiero describir la astrología, me acuerdo de esta leyenda, ya que la astrología puede realmente ofrecernos “el hilo de Ariadna”. Nosotros los humanos somos como Teseo cuando nos disponemos a recorrer el laberinto – el de la vida – voluntaria y valerosamente, y cuando nos disponemos a luchar contra el monstruo voraz que nos espera. Ese monstruo puede estar en nuestro interior (temores, dificultades, defectos, vicios) y devorarnos en cualquier momento; también puede estar en el exterior (obstáculos, dificultades, enfermedades, tristezas) y podrá derrotarnos haciéndonos perder el camino. Pero ¿cómo conseguiremos matar al monstruo, terminar la tarea, y volver a la casa del Padre, victoriosos y felices por el deber cumplido, sin una ‘ayuda del cielo’? yo creo que la astrología puede ser nuestro ‘hilo de Ariadna’, nuestra ayuda del cielo, pues nos ofrece una valiosa herramienta para recorrer los innumerables pasillos del laberinto, superar las armadillas traicioneras e inesperadas, y llegar hasta el monstruo que queremos eliminar. ¿Cuántas veces a lo largo de la vida nos hemos sentido impotentes frente a algún ‘monstruo’? ¿Cuántas veces nos entregamos al destino como los pobres jóvenes atenienses, sin tener siquiera una oportunidad de luchar? Recorrer el camino de la vida, nuestra encarnación, sin tener al menos un hilo para guiarnos, es como entregarnos al destino sin ejercer nuestro libre albedrío. Por eso el hombre desde la antigüedad recurre a los oráculos, cualesquiera que sean. El hombre siente una inclinación natural a conocer el futuro, quizá para alejar los peligros y principalmente para alejar a la tan temida muerte. Pero, incluso si el oráculo nos ayuda a tomar las decisiones, ¡somos nosotros quienes debemos actuar! Un oráculo en Atenas había predicho a Teseo que el amor lo salvaría del laberinto. Y eso fue lo que sucedió: al creer en el amor de Ariadna, en el hilo que ella le entregaba, ¡Teseo se salvó! Sin embargo la astrología no es solamente un oráculo, aunque pueda ser utilizada como tal. La astrología es algo más: es una herramienta de auto-conocimiento que, al ofrecernos los medios para luchar contra nuestros monstruos interiores y exteriores, nos ayuda a elegir nuestras opciones para no sucumbir en el enmarañado de pasillos sin fin que la vida nos presenta. Aquellos que desconocen la astrología pueden rebajar su valor, relegándola a una mera superstición, ¡pero, creedme, no son más que ignorantes ya que quieren creer solamente en aquello que sus ojos físicos pueden ver! Pese a que la astrología ha tomado un rumbo psicológico desde que Jung se interesó por ella, ella no forma parte de la psicología, aunque se sirve de los mitos (o arquetipos) como hacía Jung. La psicología no hace previsiones, sino que es una herramienta de auto-conocimiento. Jung ciertamente utilizó, entre otras cosas, el conocimiento proporcionado por la astrología cuando explica la tipología de las 4 funciones de la conciencia – pensamiento, sentimiento, sensación e intuición – que tienen una relación inmediata con los 4 elementos – aire, agua, tierra y fuego – respectivamente. Los conceptos de inconsciente colectivo y de los arquetipos se adecuan bien a aquello que la astrología entiende por Zodíaco y por signos y planetas. Incluso el sincronismo de los acontecimientos es algo que la astrología explica en el pensamiento hermético ‘lo que está abajo es como lo que está arriba’. La astrología nos proporciona un ‘mapa de la vida’ muy claro, sea por el análisis del mapa natal, sea por las previsiones anuales ¡que no deben ser tomadas como meros ejercicios de adivinación, de lo contrario de nada servirían! Pese a publicar anualmente en esta Web las previsiones para el Brasil y las previsiones mundiales, poco aún se tiene en cuenta de aquello que predicen los astrólogos, a pesar de la publicidad mediática de cada final de año. ¿Cómo influenciar a los poderosos jefes de las naciones (sería esto posible)? A nivel personal, en cambio, cada vez más personas acuden a la astrología para que les oriente en sus elecciones y atestiguan su precisión, año tras año.En mi andadura en el conocimiento astrológico nunca dejo de sorprenderme. Una división muy reciente de la astrología, la ‘Astrocartografía’ parece describir con exactitud ciertos acontecimientos naturales (catástrofes como tsunamis o incluso accidentes como el del vuelo AF447), pero ¿cómo evitarlos? Prever los acontecimientos nos ayuda a vivir más felices y como astróloga yo siempre procuro esclarecer el significado de los hechos que nos ayudan a ejercer nuestro libre albedrío. Como ser humano muchas veces tengo que atestiguar solamente nuestra impotencia ante el destino, pues ¿de qué sirve “pos-ver”? ¿Encontrar en el cielo las señales de la catástrofe inminente? Si algún pasajero del AF447 hubiese consultado a un astrólogo, ¿hubiera dejado de viajar a su destino? Hoy por hoy me pregunto: Plutón retrogrado en el ASC en el momento en que el avión levantó vuelo en Río (19:03 h), la línea de Plutón coincidiendo con la ruta del avión (datos de la Astrocartografía) ¿sería un signo suficientemente claro para evitar la catástrofe? Quién escucharía a un astrólogo: el piloto, Air France, ¿quién?

¡Esta semana, apreciados lectores, me gustaría que os unieseis a mí para vibrar de todo corazón mucho amor hacia todos aquellos que sufren por la pérdida de sus seres queridos!
El Genio Cabalístico Cahetel – nº 8 – alejará los pensamientos negativos y ayudará a aliviar el dolor y el estrés. Su salmo de oración es el 94.

TAV HEY KAF



Leer de derecha a izquierda
8. Desarmando energías negativas y estrés


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


Leia Também

O fio de Ariadne


graz
Graziella Marraccini é astróloga, taróloga, cabalista e estudiosa de ciências ocultas e dirige a Sirius Astrology. Conheça meus serviços on-line
5 perguntas Frequentes, visite Canal do youtube e Facebook
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa