auravide auravide

Fiesta grande en Italia


Traducción de Teresa - [email protected]

Perdonadme por el tema, pero percibo que se trata de un acontecimiento que merece ser comentado y que está en el contexto de los cambios profundos de nuestra sociedad globalizada.
Ha ocurrido algo poderoso, único e inaudito, las emociones genuinas que han brotado de los italianos, cansados de los desmanes y la falta de honradez, han resquebrajado el sistema de poder, han recalificado toda la comunicación de masas, al igual que la actuación controladora de todos los partidos. Sí, el mundo entero debía unirse a la conmemoración alegre de aquel pueblo, tan semejante al brasileño.
Ha sido sudado, de modo vergonzoso han intentado engañar por todos los medios a los electores, informando equivocadamente de las fechas en TV, imprimiendo cédulas electorales que inducían al error (era preciso elegir el SÍ para decir que no, que ya no se querían más centrales nucleares, por ejemplo), los ministros rogando a la gente que no saliese de casa (allí el voto no es obligatorio y es necesario alcanzar un quórum de la mitad más uno de los que tienen derecho a voto), los imperiosos medios de comunicación guardando silencio o desinformando acerca del gran acontecimiento.
La cruzada para lograr la realización del plebiscito empezó en Internet, donde se consiguió el más de un millón de firmas que garantizaba la celebración del referéndum, quitando a los partidos políticos los laureles por el triunfo de la iniciativa.
Se votaban tres temas capitales: 1) Qué hacer con la energía nuclear, 2) Permitir - o no - la privatización del agua y de los recursos hídricos, 3) Mantener - o no - la inmunidad para los ministros y el jefe del Estado. Temas absolutamente actuales en cualquier parte del mundo civilizado.

El segundo Renacimiento
Sí, ha ocurrido algo que yo ya no esperaba. Hemos vuelto - de repente - a tener en Europa aquella Nación viva, tesonera, pujante, finalmente despierta. El pueblo italiano ha acabado de despertar de un sueño profundo, ha reencontrado su fuerza en la unidad y en la participación, ha salido de casa para cumplir su deber cívico y ha impuesto una derrota humillante, casi brutal, al gobierno y a su primer ministro Silvio Berlusconi, el hombre más rico de Italia, que ni siquiera fue a votar, despreciando de esta forma la manifestación más importante en la democracia verdadera: la voluntad suprema de los ciudadanos, quienes, pasando por encima de un parlamento inepto, alejado de la realidad - cuyos representantes están en su mayoría comprados - garantizaron la victoria del buen sentido, de la justicia, de la sabiduría innata que habita en cada uno de nosotros.
Hubo quórum holgado para validar el resultado y el 95% de los votos válidos acabaron de una vez con el proyecto de reactivación de las centrales nucleares, con el comercio monopolístico del agua y con la inmunidad del premier, que habrá de enfrentarse sin tardanza a los tribunales en un sinnúmero de procesos por fraudes, corrupción e incluso por inducir a la prostitución juvenil, tras 17 años de vida política, muchos de los cuales con poder casi absoluto.
Es la vieja y manida historia de la semilla: ¿has sembrado vientos? ¡Cosecharás tempestades!

Basta tener ojos para ver
El Universo está exponiendo, en estos últimos meses, innumerables casos, aparentemente casi sin solución, que de pronto toman rumbos positivos, aportando esperanza y mostrando que este mundo, tal como lo conocemos, ya ha muerto. Para que el mundo nuevo llegue a nacer son indispensables carácter y acciones honestas, honradas y conscientes, y eso vale para todos los seres humanos, en cualquier parte del planeta.
Percibe cómo la fuerza espantosa que la Tierra manifestó con ocasión del tsunami en Japón - que se ha visto reforzada por los volcanes en erupción, que hoy están dificultando la navegación aérea brasileña - está surtiendo efecto, no fue un sacrificio de miles de vidas en vano.
El mensaje ha sido recibido y comprendido - véase lo que acaba de ocurrir en Italia - y más aún por la decisión definitiva del gobierno alemán de desactivar en diez años todas las centrales nucleares del país, invirtiendo gran parte del presupuesto en el desarrollo de soluciones energéticas ecológicas.
Sí, este es también el momento de entrar con la energía limpia, renovable, gratuita, como todo lo que viene de la naturaleza, del sol, del viento, de las olas y mareas, del calor infinito del subsuelo. Basta empezar a invertir con propiedad en aquello a que aún hoy se denomina "alternativo", pero que en realidad es y siempre ha sido (o debería haber sido) la primera opción energética. La Madre Tierra lo agradece.

Nosotros SOMOS el Universo.
La Gran Mente Universal actúa en el plano físico a través de nosotros y nos sugiere que estemos prevenidos, alertas, unidos y enfocados en actitudes coherentes, dando ejemplo y apoyo a aquellos que aún están demasiado inmersos en la materia para darse cuenta de cuán manipulados estamos por el sistema de poder, por las religiones y por las grandes corporaciones transaccionales en nuestro día a día.
La voz de la Gran Mente, para el gran rescate, es hoy Internet, la herramienta de la nueva era, con su interactividad total, websites ágiles e investigativos, que consiguen extraer de la Web - a nivel mundial - las noticias más relevantes, formateándolas de modo sencillo, directo y completo, para llegar a quienes ya están en sintonía en el mundo entero, sedientos de la verdad.
Para distribuir de forma más capilar el nuevo mensaje, tenemos las redes sociales que - cuando bien empleadas - revolucionan profundamente la vida de las personas, informándolas, mostrándoles instantáneamente - en imágenes y vídeos - la veracidad de los hechos, sin que sea necesario el aval de las grandes cadenas de información, hace tiempo rehenes de sus vínculos por veces incestuosos con anunciantes, institutos de encuestas, patrocinadores y gobiernos; paquidermos enyesados que se han convertido en meras cajas de resonancia, que ya no consiguen impunemente hacer tragar al público consciente su versión editada, adaptada y seleccionada de los acontecimientos.Unidad y Divinidad
La espiritualidad y sus siete sencillas leyes ya están siendo determinantes en toda acción correcta, juntamente con el respeto, la tolerancia, la caballerosidad y la visión mayor del Todo. Ella es la propia vida; es el cuerpo y el alma, y estará cada vez más presente en las empresas y en las familias, pues ella está en la base de la vida; ella va de la mano con el amor incondicional, la ley áurea que reza "ama a tu prójimo como a ti mismo"; y sostiene asimismo la ética, la compasión, la justicia; está libre de dogmas y prejuicios, se apoya en la no violencia, en la pluralidad, en la unicidad y belleza únicas de cada ser humano, libre de fronteras irreales. transformado finalmente en Ciudadano del Mundo o, quién sabe, del Universo, libre de circular, vivir, estudiar y trabajar en cualquier longitud y latitud, justamente allí donde le aconseje su alma, respondiendo a la ley de la atracción y a la vibración del lugar.
¡Sí, Somos todos Uno! En la Unidad con todo lo que existe, a partir del palpitante Reino Mineral.
.¡Y Somos todos Uno! En línea directa con la Fuente, el Creador Padre/Madre, el Uno, el principio de todo. Mensajeros y Portadores de la Divinidad, seres inmortales y co-creadores de nuestra realidad.

Los signos son intensos y claros.
La Luz se hace cada vez más fuerte y está sobrepujando a la sombra, permitiendo la visión amplia de la mugre, del moho, de lo que ya está podrido, pues hace tiempo se le ha pasado la fecha de caducidad. Lo que otrora fue necesario para nuestra experiencia evolutiva, ya no lo es. Sí, la podredumbre emerge por todas partes, no porque se esté multiplicando, pues esto no es cierto, sino debido a que hoy está bastante más visible, abierta de par en par ante nuestros ojos.
La transformación hacia lo nuevo está en tu casa, en tu despacho, en la calle, en las plazas, en tu PC, en el aire que respiramos. y en ti, en el fuego de la transmutación, ardiente en tu corazón.

Agradezco aquí a los queridos y pacientes Guías y a toda la pandilla que permite que este Website exista: Rodolfo, Sandra, Teresa, Marcos, Anderson, Ian, Lidiane. ¡y Tú!

Namaste (El Dios que existe en mí saluda al Dios que habita en Ti). Sergio - STUM


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


sergio
Sergio Scabia é co-fundador do Site Somos Todos UM
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa