auravide auravide

La Fuerza del Silencio


por Maria Cristina Tanajura - [email protected]

Traducción de Teresa - [email protected]

He venido aprendiendo con la vida, y no siempre de manera fácil e indolora, que aunque las palabras hayan de ser empleadas de forma correcta para ser bien interpretadas y eficaces, el poder del silencio es, quizá, mucho mayor que la fuerza que puedan tener aquéllas.

Hablar con alguien nos ayuda, cuando el otro está pronto a recibir lo que le decimos y dispuesto a oírnos. Cuando nos anticipamos a esto, en vez de ayudarnos, estaremos, sin querer, construyendo una barrera de antagonismo que nos alejará todavía más de él.

En cambio, escuchar al otro, permaneciendo lo más posible en silencio, en una actitud interesada y presente, ayuda mucho a cualquiera que a nosotros se acerque. Esta actitud construye puentes entre mi compañero de parrafada y yo. ¿Habrá cosa más confortadora que ser escuchado atentamente por alguien en quién confiamos?

El que escucha ha de ser lo suficientemente humilde para comprender y creer que todas las personas merecen crédito, aunque a veces no lo parezca. Ha de respetar las diversas opiniones y formas de vivir que hay en un mundo en el cual cada persona es un universo único y rico de experiencias, no siempre semejantes a las nuestras.

Quien escucha se mantiene en silencio, pero ha de abrir el corazón a aquel que se está entregando a él, a menudo con la esperanza de ser comprendido, aceptado y estimulado.

Así, el hablar siempre no nos lleva a buenos resultados. El silencio puede ocupar el lugar de una cantidad enorme de palabras que no necesitarían ser dichas, o no deberían serlo, respetando la situación emocional de quien nos habla.
Y se hace tan difícil encontrar a alguien que se disponga a oírnos. Solo eso. A menudo es preciso pagar a un terapeuta para que esto suceda en nuestra vida.

¡La belleza del silencio, la fuerza que se encierra en él, cuando vivimos en una sociedad tan estridente, tan violentamente ruidosa, es considerable!

Para ser reconocidos como personas inteligentes, que tienen algún valor, frecuentemente hablamos, discutimos, declaramos lo que sabemos acerca de las más variadas cuestiones, y en este parloteo sin fin nos percibimos sosteniendo opiniones incluso antagónicas a nuestra verdadera forma de ser, solo para poder inteligentemente vencer en una discusión. A menudo con perjuicio de una amistad, que en aquel momento se deshace o queda tocada, lo cual no pasaría si pudiésemos mantenernos en silencio.

Silenciar también es una forma de respuesta. Cuando seríamos demasiado agresivos si habláramos, el silencio nos ahorra futuros sinsabores. Sonriendo, en el silencio, podemos confortar, quizá mucho más a alguien que discurriendo todas nuestras teorías sobre cualquier cuestión.

¡Y el silencio anda escaso! En torno a nosotros, en nuestras vidas, en nuestras mentes que insisten en estar siempre bulliciosamente yendo y viniendo sobre el mismo asunto, quitándonos la paz que merecemos para ser felices.

Cuando leí la biografía de Gandhi, un pasaje me quedó grabado como importante. Él reservaba un día a la semana para el ayuno de las palabras e incluso cuando era invitado por alguien o por alguna institución para pronunciarse en aquel día, rehuía el hacerlo, para no romper su disciplina, que consideraba muy importante.

Se habla tanto y a menudo sin decir nada, o muy poco.
¿Y el silencio sobre lo que sabemos de otras personas, generalmente cosas que dicen muy poco a su favor? ¿Será fácil para nosotros mantener silencio sobre los fallos y defectos de los demás?

Silencio. Una pausa más que necesaria para poder mantener nuestra paz interior, incluso cuando el ruido del entorno es constante. Silencio como telón de fondo para palabras realmente significativas y necesarias. Silencio como pausa entre momentos de nuestras vidas. Descanso y fortalecimiento de nuestros ideales y creencias. Puente para encontrarnos a nosotros mismos, lo que somos en esencia. ¡El silencio nos permite ser, con más verdad!


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


clube WebMaster é o Apelido que identifica os artigos traduzidos dos Associados ao Clube STUM, bem como outros textos de conteúdo relevante.
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa