Autoconhecimento Autoajuda e Espiritualidade
 

¿Verdad o ilusión? ¡El mundo de Neptuno y el signo de Piscis!

Publicado dia 4/8/2020 11:35:18 AM em STUM WORLD

Compartilhe

Facebook   E-mail   Whatsapp   chat aura

Traducción de Silvana Partucci
[email protected]

El Sol avanza en el signo de Piscis, el último de la mandala astrológica. Este signo tiene como antiguo regente al planeta Júpiter, como expliqué en el articulo de la semana pasada. Pero en la astrología moderna, el regente es el planeta Neptuno, el Señor de los Mares, según la mitología greco romana, también llamado el Señor de las Ilusiones. La astrología moderna lo llama de solvente del ego y le atribuye la capacidad de eliminar las barreras que nos separan de los otros. Explico: según la psicología, ego es el sentido de nosotros mismos como individuos separados, o sea, nos define como separados de los otros. Cuando nacemos no poseemos ego, pues el bebé se considera uno solo con la madre. Ella es su mundo y el bebé no se siente separado de ella. La individualidad surge y se forma de a poco y es entonces que el niño percibe que existe un "yo" y un "no yo".
Generalmente el niño percibe esta separación de forma dolorosa y se refugia en el mundo de la fantasía, creando amigos imaginarios y sumergiéndose en el mundo de los héroes de fantasía.

Durante este proceso, la división entre el yo y el no yo establece una división que nos obliga a crear una línea de división entre nosotros y los otros y también entre aquello de lo cual somos conscientes y aquello que enterramos en el inconsciente, por no desear admitir que sea parte de nosotros. Del mismo modo, cuando llega Neptuno en nuestra vida (por la cuestión de un tránsito planetario) y disuelve el limite que existe entre nosotros y los otros, entre el consciente y el inconsciente, entre la realidad y la fantasía, podemos sentirnos perdidos.
Neptuno solapa las fronteras y nos invita a disolver aquella línea divisoria que nos separa de las otras personas. Por esta razón, en éste período de "energía pisciana" y también cuando el planeta Neptuno transita sobre uno de los luminares (Sol y Luna) en nuestra carta Astral, podemos sentirnos descolocados, fuera de la realidad y podemos descubrir un lado confuso, débil o dependiente de nuestra naturaleza.

¿Cómo ir adelante cuando no vemos claramente ni siquiera un palmo delante de nuestra nariz? ¿Cómo continuar persiguiendo nuestras metas si aún no sabemos si queremos esas mismas metas? Bajo la energía neptuniana nos sentimos sin poder, andamos sin control y perdemos el rumbo. Mucha veces esa energía es tan caótica que nos invita a huir de la realidad y a refugiarnos en un mundo imaginario e irreal con el fin de poder finalmente reencontrar aquella sensación de "unión con el todo" que irá a hacernos sentir seguros interiormente. Es por eso que es recomendable hacer uso de la Espiritualidad y de la Fe. Solamente la Fe nos sustenta en esos momentos, pues nos ofrece otra dimensión donde encontraremos bienestar. En muchos casos, enfrentamos una perdida durante los períodos neptunianos. Neptuno nos invita a renunciar al control de nuestra vida para entregarlo a un Ente Superior, a Dios, al Cosmos, o como sea que llamemos a esa energía espiritual creadora del Universo. Percibimos, entonces, que no somos dueños de nuestro destino y que necesitamos confiar en algo impalpable, irreal, para tener de donde agarrarnos en la hora de la tempestad. No importa que tan fuerte sea nuestra determinación, no importan nuestras tentativas de mantener la situación en nuestras manos, nada resultará.

¿Y entonces, que podemos hacer? ¡Necesitamos confiar! Necesitamos desistir, dejar que las cosas anden para que creemos la posibilidad de que alguna cosa suceda y que nos ayudará a salir de nuestras dificultades para avanzar hacia el próximo estadio de nuestra vida. Necesitamos buscar en lo más profundo de nosotros mismos el coraje de dejar nuestra vida en Sus Manos. Entonces, finalmente, el Cosmos irá a conspirar a nuestro favor y nos ofrecerá el milagro tan anhelado.

Verifica donde se encuentra en tu Carta el planeta Neptuno, donde tienes el signo de Piscis y verás en que área de tu vida esa energía neptuniana está actuando. Claramente, los piscianos y los virginianos sienten más profundamente esa presencia, pero reaccionarán a ésta de forma diferente. Si necesitas una brújula para mantener el rumbo, invierte en autoconocimiento y encontrarás el camino. Las estrellas señalan.

Agradezco tu confianza en mi trabajo: ¡mi naturaleza pisciana (pero con ascendente en Acuario) se siente profundamente gratificada en poder ayudarte y compartir el conocimiento esotérico!

por Graziella Marraccini

Consulte grátis
Mapa Astral   Tarot   horoscopo


Leia Também

Verdade ou ilusão? O mundo de Netuno e o signo de Peixes!


Obrigado por votar
starstarstarstarstar
O artigo recebeu 1 Votos

Gostou?   Sim   Não  

Compartilhe
Facebook   E-mail   Whatsapp   chat aura

Sobre o autor
graz
Graziella Marraccini é astróloga, taróloga, cabalista e estudiosa de ciências ocultas e dirige a Sirius Astrology. grabnn Atende em seu consultório em SP com hora marcada no horário comercial.
5 perguntas Frequentes, visite Canal do youtube e Facebook
Email: [email protected]
Visite o Site do Autor





horoscopo


As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2020 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa