auravide auravide

El gran viaje del espíritu: La Vida!

El gran viaje del espíritu: La Vida!
Publicado dia 8/30/2004 2:22:43 PM em STUM WORLD

Compartilhe

Facebook   E-mail   Whatsapp

Traducido por Sandra - sandrao31@hotmail.com

(Apenas Algunos Toques Para Decir Que Vale la Pena Vivir... y Aprender)!
La vida no espera.
Por donde Ud. vaya, el tiempo no para, aunque Ud. quiera.
Lo que quedó, quedó...
Lo que se fue, pasó...
Es la vida en movimiento. Somos viajantes eternos en sus sendas.

Parece que somos pasajeros en la eternidad, pero la verdad es otra: somos eternos dentro de lo temporario. O sea, somos el eterno en el movimiento de la vida que sigue...
En la naturaleza, todo pasa! El trazo característico de la existencia es la no permanencia.
Las cosas cambian, si, aunque no Ud. quiera. Personas y situaciones van y vienen en nuestras vidas, entran y salen en la esfera de acción de nuestro vivir. Eso es así!
Hay un tiempo para todo: el amanecer, el medio día y el anochecer. De la misma forma, hay un tiempo para sembrar y cosechar; nacer, vivir, partir, renacer y seguir...

Todo pasa! Lo que marca es la experiencia adquirida.
Las culpas y tristezas también pasan!
En el río de la vida, las aguas del tiempo curan todo, pues diluyen en el eterno las cosas pasajeras.
Las cosas extrañas que sucederán, los dramas que rodaran y las palabras que herirán también pasan... si Ud. lo permite. Si, si Ud. se permite notar que el tiempo se lleva todo, y que la vida sigue... aunque Ud. este enojado ahora.
Aquel rencor antiguo o aquellas emociones apagadas que, cada tanto, bloquean su alegría, forman parte de lo que es temporario, pero Ud. es eterno.
Esas emociones pasan por Ud., pero que tal virar el juego?

Que tal pasar por ellas, sin detenerse, apenas sacando la experiencia y siguiendo en la vida?
Si, todo pasa! Las estaciones se suceden en el tiempo justo: primavera, verano, otoño e invierno. Eso no es bueno o ruin; es apenas natural. Como es natural para el espíritu imperecedero entrar y salir de los cuerpos perecederos a lo largo de la cadena reencarnatoria. Como es natural seguir para adelante, pues el tiempo no para y la vida sigue...
Es, del centro de la Consciencia Cósmica, el Gran Arquitecto Del Universo, el Supremo Comandante de todas las vidas y de todos los tiempos sonríe y dice a todos:
"Todo pasa, menos Mi Amor por todos.

Las experiencias van, pero el aprendizaje queda.
Es imposible dejar de existir, pues la evolución es inevitable!
Todos están destinados a la Consciencia Cósmica, aunque no entiendan eso ahora. Sin embargo, si la falta de entendimiento es pasajera, la felicidad resultante del proceso de evolucionar continuamente será imperecedero.
Todo a su tiempo!
En cuanto evolucionan y aprendan el arte de vivir, pasen y vivan... y no se detengan hasta alcanzar la meta!
El Amor es lo que vale"!

(Estos escritos son dedicados a las personas que perdieron seres amados, sea por el motivo que fuera. Que la luz del discernimiento y de los sentimientos más elevados pueda devolver a ellas el tesón de vivir y el gusto de aprender nuevas lecciones en la existencia. Que ellas perciban que cada día lleva consigo la maravilla del momento, que siempre pasa...
Que ellas se permitan ser felices nuevamente, solamente por el motivo de que existir es un privilegio. Y vivir es fantástico)!

Paz y Luz.
(San Paulo, 19 de agosto de 2004.)

NOTA: Cuando pasaba estos escritos en limpio, recordé un maravilloso texto del sabio hindú Sry Aurobindo (1872 –1950). Pienso que su inspiración espiritual puede ser un presente para los lectores, bien aquí en el fin de estos escritos que, como la vida, también pasan... y enseñan!
Se siguen las bellas palabras en una verdadera secuencia luminosa, dedicada a Aquel Poder Mayor que es la causa de la vida de todos nosotros, temporarios en la apariencia, eternos en la esencia.


LA SABEDORIA DE SRY AUROBINDO

...Levanta tus ojos en dirección al Sol.
Él está allá en ese maravilloso corazón de vida y luz y esplendor.
Observa, a la noche, las innumerables constelaciones centellando como otras tantas hogueras solemnes del Eterno en el silencio ilimitado, que no es ningún vacío, pero pulsa con la presencia de una única existencia calma y tremenda.
Mira allá Orión, con su espada y cinto brillando, como brilló a los antepasados Arianos hace diez mil años atrás, en el comienzo de la era Ariana; Sírius en su esplendor, y Lyra recorriendo billones de millas en el océano del espacio.

Recuerda que estos mundos innumerables, la mayor parte más poderosos que el nuestro propio, están girando con velocidad indescriptible al gesto de ese Anciano de los Días, a quien nadie, excepto Él, conoce, y con todo son millones de veces más antiguos que tu Himalaya, más firme que las raíces de tus colinas y así permanecerán hasta que Él, a su merced, los sacuda como hojas marchitas del eterno árbol del Universo.
Imagina la perpetuidad del Tiempo, considera la inconmensurabilidad del Espacio; y entonces recuerda que, cuando estos mundos aún no existían, Él era el Mismo.
Observa que más allá de Lyra, Él está, y en el distante Espacio donde las estrellas del Crucero del Sol no pueden ser vistas, aún así Él allá está.
Y entonces vuelve a la Tierra y considera quien es este Él.
Él está bien cerca de ti.

Repara en aquel hombre anciano que pasa cerca de ti, abatido y curvado, apoyado en su bastón. Imaginas tu que es Dios quien está pasando?
Hay un niño riendo y corriendo al sol. Puedes tu oírlo en esa risa?
No, Él está aún más próximo de ti. Él está en ti, Él es tu mismo.
Eres tu que ardes allá lejos, a millares de millas de distancia, en las infinitas extensiones del Espacio, eres tu que caminas con pasos confiados sobre los turbulentos vagones del mar etérico.

Eres tu que colocaste las estrellas en sus lugares y tejiste el collar de soles, no con manos, pero por este Yoga, esta Voluntad silenciosa, impersonal e inactiva, que te colocó hoy aquí, oyéndote a ti mismo en mí.
Mira para arriba, oh hijo del Yoga antiguo, y no seas más tímido y escéptico; no temas, no dudes, no lamentes, porque en tu aparente cuerpo está Aquel que puede crear y destruir mundos con un soplo.

- Sry Aurobindo -
(Texto extraído del maravilloso libro "Sabiduría de Aurobindo" – Editora Shakti.)

• Wagner Borges es investigador, conferencista e instructor de cursos de Projeciologia y autor de los libros Viaje Espiritual 1, 2 y 3 entre otros

por Wagner Borges

Consulte grátis
Mapa Astral   Tarot   horoscopo


Leia Também

A grande viagem do espírito: A Vida!



Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


Sobre o autor
wb
Wagner Borges é pesquisador, conferencista e instrutor de cursos de Projeciologia e autor dos livros Viagem Espiritual 1, 2 e 3 entre outros.
Visite seu Site e confira a entrevista.
Email: eippb@uol.com.br
Visite o Site do Autor





publicidade










Receba o SomosTodosUM
em primeira mão!
 
 
Ao se cadastrar, você receberá sempre em primeira mão, o mais variado conteúdo de Autoconhecimento, Astrologia, Numerologia, Horóscopo, e muito mais...

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2021 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa