auravide auravide

Gracia y presencia en los jardines etéreos


Traducción de Teresa - [email protected]

(Allí, Donde la Canción es Siempre la de la Luz y el Bien).

Hola, chicos.
Ahora es madrugada de sábado para domingo.
He tenido una experiencia estupenda ahora mismo y quiero compartir con vosotros un poco de la gracia que he recibido.

Hace algún tiempo que vengo sintiendo cierta nostalgia de algún lugar indefinido.
Por eso, tuve deseos de subir a lo alto de una montaña y permanecer allí meditando un poco.
Después, he pensado en estar junto a un lugar con mucha agua por cerca. Verdaderamente, yo lo que tenía era añoranza de un sitio extra-físico, que no recordaba conscientemente.
O sea, yo estaba accediendo a tal lugar en espíritu y, por eso, la nostalgia pegaba fuerte y yo no me daba cuenta, aquí en la vigilia, y estaba buscando fuera lo que ya estaba dentro de mí.
Y hoy he tenido la felicidad de redescubrir ese sitio de luz.

Todo empezó cuando yo mostraba algunos CD de un ((Los CD mencionados son del músico new age inglés Neil H.- Son los siguientes: Delicate Touch, Secrets of the Faeries, y Voice of the Heart. Obs.: Son trabajos importados. Para más detalles, ver el Website de la grabadora de los mismos, en la siguiente dirección específica: link músico new age(*) a dos amigos que estaban conmigo aquí en casa (Sevananda y Priscila).
Yo ya venía notando una sensación psíquica desde hacía algunas horas, e incluso les dije: ‘Hay algún lance espiritual rodando, pero aún no he logrado sintonizar qué es. Vamos a sentarnos aquí y escuchar algunas músicas inspiradas. Creo que voy a escribir algo, si logro atrapar el lance’.
Entonces nos sentamos los tres, en el cuarto donde hago mis trabajos de energía y permanecimos allí disfrutando del sonido, con los ojos cerrados. Fue cuando he visto espiritualmente el lugar extra-físico, que no tengo cómo describir en palabras. Y allí, he visto varios seres de luz, conciencias avanzadas de veras, y ellos se comunicaron conmigo, de espíritu a espíritu.

Tampoco no tengo cómo describirlos aquí, y además tuve la intuición de dejar sus presencias en el anonimato. O sea, ellos no querían ninguna divulgación, suya o del lugar.
Y entonces, para sorpresa mía, recibí en mi mente, como un bloque de ideas, venido de ellos, la información de que yo habría de recibir una gracia en aquel momento. Y que yo pidiese algo, lo que quisiese, y que no preguntase sobre los motivos de eso.
Y, desde el fondo de mi corazón, les he pedido que me dieran aquello que fuese lo mejor para mi evolución; que ellos determinasen lo que fuese mejor, y que yo ya agradecía solamente por haberles visto y a ese sitio de luz.
¡Y algo ha venido, pero no tengo la menor idea de qué es!
Y entonces, otra sorpresa: ellos me propusieron compartir la gracia sutil con otras personas, bastando pensar en ellas, de una en una. Entonces, he pedido a Sevananda y a Priscila que se sentasen junto a mí. Y dejé fluir la gracia sobre ellos, para que lo mejor para su evolución sucediese… Y ellos sintieron muchas cosas y una oleada de serenidad y contentamiento en sus corazones.

Después, me acordé de un montón de gente y he pedido por ellos, individualmente.
Primeramente, he pedido por mis hijas, mis padres y mis hermanos. A continuación, he pedido por mis amigos más queridos, de varios lugares. Y he ido pensando en mucha gente… Incluso en personas complicadas, algunas acosadas espiritualmente; otras, enfermas; y otras que incluso me han tratado mal el varias ocasiones. Y lo más estupendo: tanto para los amigos, como para los otros, mi petición era la misma: ¡que sucediese lo mejor para la evolución de cada uno!
Naturalmente que, al pensar en algunas personas, acabé espontáneamente recogiendo lances de las cosas que a ellas les pasan, físicas y extra-físicas, e incluso he visto algunas entidades obsesoras que traen enganchadas a sí. Y, no he podido menos: también he rogado la gracia para los espíritus acosadores (y he visto que algunos de ellos han sido retirados espiritualmente, de maneras que no sé describir).

Al final, después de pensar en muchas, muchas personas – varias de ellas jamás sabrán esto, y otras, ni siquiera lo creerían – incluso, algunas a las que no veo desde hace años, permanecí quietecito, aún disfrutando las músicas y el momento, hasta dejar de ver las imágenes extra-físicas del tal sitio de luz y de los seres bondadosos que me han dado una gracia, a saber por qué…
Y ¿qué gracia es esa? No tengo la menor idea. Y tampoco no sé qué gracia fue dada a cada uno de aquellos por los que he rogado. Solo sé que algo bueno, de la luz y del amor, ha descendido aquí, y he podido compartirlo con mucha gente.

Cosas así no pueden ser explicadas convencionalmente. Todo puede rodar, desde una dolencia que desaparece incluso antes de surgir en lo físico, hasta una desobsesión secreta, a veces de muchos años, que nadie había notado. También puede ser que la gracia sea la disolución de una condición kármica antigua, o incluso un refuerzo espiritual para que alguien tenga fuerzas para superar una adversidad y aprender su lección con inteligencia y paz.
En algunos casos, puede ser la partida de alguien; ¡en otros, la llegada!
Una gracia no puede ser clasificada. Y no siempre es detectada. Pero es siempre por lo mejor. Es un regalo dado por el Cielo.
Lo simpático es que telefoneé a algunos amigos y los desperté en medio de la madrugada, para decirles lo siguiente: ‘Acabo de pedir una gracia para vosotros, pero no sé qué es; ¡solo sé que es algo bueno!’
Finalizando, dejo algunos escritos de improviso, venidos del corazón.
Quizá algunos de vosotros hagáis autostop en esas vibraciones y percibáis algo más allá de las palabras… Algo que no tengo cómo describir.
Quizá, lo mejor sea decir: ‘Recibid de corazón algo que no sé qué es, ¡pero que es bueno de caramba!’

* * *

Allí, más allá del mundo, he visto un jardín etéreo, donde reposan los Budas.
Más arriba, la montaña de la sabiduría; abajo, el lago de la serenidad.
En la atmósfera del entorno, la luz rosada del amor incondicional.
Entonces, por obra y gracia de un Poder Mayor, he visto la reunión de los seres de luz.He visto a Jesús y a Gandhi conversando sobre la compasión.
He visto a Krishna y a Rama regenerando corazones, de hombres y de espíritus.
He visto a Rumi y a Kabir danzando en la luz…
He visto a Kuan Yin y a Yemanjá bendiciendo las aguas curativas.
He visto a Shiva y a Tara conversando sobre las energías y la vida.
He visto a Shankara y a Ramana Maharishi hablando sobre discernimiento.
He visto a Abraham y a Francisco de Asís hablando sobre el árbol de la vida.
He visto a Lao Tsé y a Chiang-Tsú jugando con una pelota de ((Chi - del chino - fuerza vital, energía. Dentro de las enseñanzas taoístas, la fuerza vital está polarizada en la naturaleza de las cosas en dos aspectos fenoménicos: el Yin y el Yang, las alternancias del Chi, las polaridades de la energía).) Chi(*). He visto a Mahoma y a Mahavira conversando sobre las maravillas celestes.
He visto a Khalil Gibran y a Fernando Pessoa escribiendo un poema juntos.
He visto a Rabindranath Tagore y a Ramakrishna riéndose juntos de alguna cosa…
He visto a Pai Joaquim de Aruanda y a Madre María rezando juntos.
He visto al Padre Cícero y a Manjushri irradiando energías para el mundo.
He visto a Avalokitesvara cantando el ((Om Mani Padme Hum - del sánscrito - su traducción literal es: Salve la joya en el loto. Ese es un mantra de evocación del boddhisattva de la compasión entre los budistas tibetanos y chinos. Om es la vibración del TODO. Mani es la Joya espiritual que vive en el corazón, o sea, es el propio Ser, la esencia divina. Padme/Loto es el chakra cardíaco que envuelve, energéticamente, esa joya sutil. Hum es la vibración de esa compasión del TODO vertiendo la luz por el chakra cardíaco en favor de todos los seres. Ese mantra es más conocido como el ‘mantra de la compasión’. Es uno de los mantras más poderosos que conozco. Puede ser concentrado, mentalmente, dentro del pecho – como si la voz mental estuviese reverberando allí – o dentro de cualquiera de los chakras que la persona desee activar. No obstante, el mejor lugar para él es realmente el chakra cardíaco, pues lo que llega allí es distribuido a todo el cuerpo, por la circulación de la sangre comandada por el corazón, y también a todos los demás chakras del cuerpo energético. El chakra frontal, en la frente, también es excelente para la práctica de ese mantra, pues lo que llega a él es distribuido a lo largo de la columna por los nadis – conductos sutiles de transporte energético por el sistema – y comunicado a todos los demás chakras bajo él. Ese es el motivo por el cual varios maestros yoghis siempre aconsejan a sus discípulos empezar por él cualquier práctica bioenergética. Un libro excelente sobre esto es el del estudioso yoghi japonés Hiroshi Motoyama, ‘Teoría de los Chakras’, por la Editora Pensamento.)) mantra Om Mani Padme Hum(*)... He visto a los chamanes de varias tribus indígenas cantando la gloria del Gran Espíritu.
He visto dónde reposan los Budas serenamente…

Y me acordé de los muchos nombres con que los hombres llaman al Supremo: Dios, Papá del Cielo, Madre Divina, Alá, Jehová, Zambi, Tupí, Gran Espíritu, Gran Madre, Gran Arquitecto Del Universo, El Divino, El Todo, y otros más… Dependiendo de cada cultura y del valor intrínseco del devoto.
Entonces, mi corazón me dijo: ‘¡Amigo, todo es UNO! Poco importa el nombre dado al Supremo. ¡Los nombres son relativos, pero el Divino es Absoluto! Lo que vale es el amor, que acaba con todas las diferencias y separaciones ilusorias. Es la luz, que disuelve las brumas del egoísmo y hace pensar en la fraternidad. Es la unión de todos por el bien común. Es el universalismo que respeta cada Ser, con su libertad de expresión e integridad. ¡Todo es UNO! Y el amor y la luz lo confirman.’

P.D.: Una voz sutil me dijo, de espíritu a espíritu:
‘Recibe tu gracia y no pienses en nada más… Tan solo disfrútala y, si lo deseas, compártela con otros. Viaja en autostop con la serenidad…
No pienses en nada… ¡Tan solo danza en la luz!
Y, en tu corazón, tú sabes sobre el Gran Amor.
Viaja con Él… Y siéntete como en casa.
¡Compartir una gracia ya forma parte de la gracia!
Es felicidad en movimiento… Es amparo secreto y tranquilo.
Es contentamiento que no tiene precio.
No pienses en nada… ¡Tan solo danza en la luz!’

Gracia y Presencia.
Montaña de Sabiduría.
Lago de la Serenidad.
Paz y Luz.

Texto publicado originalmente en la lista del Grupo de Estudios y Asistencia del IPPB –

Wagner Borges – tu colega de evolución, con gracia y agradecimiento, que sabe que hay muchas cosas que el dinero no compra y que el mundo no da, principalmente energías limpias, lucidez y contentamiento en la jornada…

São Paulo, 18 de enero de 2009.


estamos online   Facebook   E-mail   Whatsapp

Gostou?   Sim   Não  
starstarstarstarstar Avaliação: 5 | Votos: 1


wb
Wagner Borges é pesquisador, conferencista e instrutor de cursos de Projeciologia e autor dos livros Viagem Espiritual 1, 2 e 3 entre outros.
Visite seu Site e confira a entrevista.
Visite o Site do Autor

Saiba mais sobre você!
Descubra sobre STUM WORLD clicando aqui.


Veja também

As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.


 

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2022 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa