Autoconhecimento Autoajuda e Espiritualidade
 
auravide auravide

Medicina Ambiental: Radiestesia

por Maria Isabel Carapinha
Medicina Ambiental: Radiestesia
Publicado dia 26/03/2009 14:41:17 em STUM WORLD

Compartilhe

Facebook   E-mail   Whatsapp

Traducción de Teresa - [email protected]

La radiestesia estudia la sensibilidad a las energías y, por tanto, prioriza la detección de ondas nocivas o popularmente llamadas energías negativas, que proceden de anomalías del subsuelo, de corrientes telúricas, o de causas diversas.
Estas energías negativas influyen sobre el ritmo vibratorio de las células de los seres vivos, dando origen a un desequilibrio vibratorio perjudicial para la salud.
Se estima que por lo menos el 50% de los individuos enfermos estén afectados por la acción de ondas nocivas. Estudios de radiestesia científica arrojan la siguiente conclusión:

Conjunto de individuos enfermos en el mundo: 100
Enfermedades resultantes solamente de ondas nocivas: 46%
Enfermedades resultantes de ondas nocivas más otras causas: 10%
Enfermedades por causas diversas (sin ondas nocivas): 44%

Con base en estos datos, percibimos que cada vez se hace más urgente empezar siempre por un examen de la casa, del local de trabajo del paciente, antes de proseguir con la investigación de la enfermedad, esto en por lo menos el 50% de los casos.
Podemos también evaluar esta cuestión por otro lado. Imaginemos lo siguiente: una casa está en llamas… ¿De qué serviría llamar a un bombero si tenemos a alguien o alguna cosa escondida alimentando ese fuego? Como mínimo, llegaríamos a la conclusión de que él perdería horas y días sin ningún resultado. Así sucede en muchos casos de tratamientos clínicos sin éxito, pues la fuente de energía nociva no ha sido eliminada ni tampoco neutralizada.

La energía pránica es el elemento energético universal; es recibida, almacenada, transformada y redistribuida por los chakras, los centros energéticos del cuerpo humano. Esta energía es distribuida a continuación sobre el conjunto de glándulas endocrinas. Las ondas nocivas, o energías negativas del ambiente, influyen directamente sobre los chakras y desarreglan todo el sistema de funcionamiento del cuerpo humano. Muchas veces contemplamos los efectos producidos, pero ¿dónde están las causas? Lo que pasa es que esas energías negativas actúan sobre las células ocasionando una modificación de la polaridad eléctrica y los intercambios intra e intercelulares se vuelven cada vez más inadecuados. Esa disfunción compromete el funcionamiento orgánico. Todo esto nos sirve tan solo como alerta, pues sabemos que las energías nocivas existen y se multiplican, aunque hoy tengamos métodos confiables de detección y cura, además de la protección ambiental que también podemos llevar a cabo.

En mediciones constantes realizadas, verifico que en numerosos casos la simple estancia en un ambiente desequilibrado produce irritación, que podrá ser seguida de depresión nerviosa, síntomas normalmente tratados con calmantes. La despolarización del individuo puede conducir a tumores malignos después de algún tiempo, considerando la duración de la permanencia sobre el local nocivo, el estado general de la persona y el estilo de vida, entre otras cosas.
Es necesario siempre observar cavidades cerradas como chimeneas, pozos, pasadizos antiguos entre dos casas, agujeros obstruidos y techos de escayola completamente vedados. El aire que no circula sufre ionización e irradia ondas negativas durante años.

Otra indicación importante sería para la protección de nuestros ojos: se recomienda estar a una distancia de por lo menos 6 metros de la pantalla de un televisor en colores y a cuatro metros de uno en blanco y negro. A fin de verificar la nocividad de la energía emitida a corta distancia, indico el siguiente test: coloca una vasija de agua delante de la pantalla de tu televisor y déjala durante ocho horas, seguidamente emplea esta agua para regar una alubia que esté germinando en un algodón humedecido: esta agua la matará. Esta misma vasija podrás ponerla mientras estén dando un programa violento. El ser humano que ingiera esta agua tendrá pesadillas por la noche. He aquí, entonces, una prueba del efecto negativo de la energía de la televisión sobre el ser humano.
Otro ejemplo común son las pilas usadas que se tiran; estas pilas contienen mercurio o litio en cantidad suficiente para contaminar un metro cuadrado de terreno cada una.

Los regalos recibidos contienen la energía de quien los dio, por tanto, es necesario observar si este objeto puede ser perjudicial a un ambiente, pues pueden ser maléficos, tanto por su forma, como por su materia-prima o por la voluntad de una persona mal intencionada. Todas estas energías son medidas a través de la utilización de los equipamientos de radiestesia y neutralizadas a continuación. Los muebles distribuidos en un ambiente también deben obedecer a criterios de energía.
He aquí algunas observaciones:

No disponer muebles de canto, sino paralelamente a la pared. Orientar siempre nuestra cama en la dirección norte-sur, con la cabecera vuelta hacia el norte; es adecuado para quien está bien de salud. Para las personas enfermas o debilitadas, la cabecera ha de estar vuelta hacia el leste, el lado del nacimiento del sol. Evitar colocar la cama paralelamente a conductores eléctricos.
Caso tengas en casa pirámides de cualquier tamaño, colócalas cabeza abajo, reduciendo así su poder de emisión. Los elementos decorativos también han de ser observados; difícilmente las producciones artísticas son generadoras de energías negativas, no obstante, pueden hacerse problemáticas debido a sus colores, a los materiales empleados y a elementos psíquicos inconscientemente impregnados por su autor.
Los álbumes de fotos que tenemos en casa no pueden ser colocados en un lugar cualquiera, pues podrían quedar sobre un punto de energía negativa que causará una contaminación negativa a cuantos estén en el álbum.
Un caso interesante es el de una señora que se marchitaba día a día; nada de anormal en su salud, ni en la casa. Tras el análisis detallado, verifiqué que había un armario colocado de canto, con la pared trasera totalmente cubierta de humedad. En la parte externa de la casa, en la misma dirección, había una tubería fuera de servicio desde hacía mucho tiempo.
Conclusión: aire estancado, dentro de la tubería, emitiendo ondas maléficas hacia dentro del cuarto. Tan pronto la tubería fue abierta y desactivada, la salud de la señora volvió a lo normal.
Las energías negativas emitidas en un ambiente causan los siguientes síntomas: agitación, deseo constante de orinar, palpitaciones, pesadillas, rechinar de dientes, estornudos repetidos, crisis de tos inexplicables, insomnio persistente, angina, transpiración anormal, dolores lumbares, depresión nerviosa, rigidez en la nuca, dolores de cabeza al despertar y cáncer en todas sus formas.
Los niños en general son termómetros para observar un ambiente; si el niño duerme constantemente al borde de la cama o atravesado en ella, puedes estar seguro de que allí hay algún tipo de energía que él está intentando evitar.Los peritos en radiestesia afirman que el cáncer siempre aparece en algún nudo de la red Hartmann, coincidente con un cruce de vena de agua subterránea.
Todo esto descrito anteriormente sirve tan solo como alerta para que curemos el ambiente en que vivimos. Los profesionales existen para eso, pero cualquier persona puede convertirse en radiestesista aprendiendo las técnicas y entrenando con ahínco.
Si observamos la naturaleza, también podemos hacer un análisis energético del ambiente: perros y gatos huyen de locales que presenten ondas nocivas, las cigüeñas y golondrinas buscan siempre las ondas benéficas, en cambio gatos y hormigas prefieren locales donde existen energías nocivas para los seres humanaos. Las flores en general se mustian rápidamente, a los árboles se les pudre y ahueca el tronco cuando expuestos a energías negativas.

Algunas personas consiguen chequear un ambiente solamente con las manos; la persona coloca la mano abierta en una dirección y súbitamente siente un flujo fuerte de energía. Pero lo más corriente es siempre emplear un péndulo o una vareta. Actualmente hay innumerables tipos de péndulos que habrán de elegirse según el análisis que ha de hacerse.
Al final de una consulta de radiestesia es siempre importante aclarar qué es lo necesario para que la persona se recupere, el tipo de cura ambiental que se utilizará y el acompañamiento del caso, a fin de verificar si la mejora continúa y si el ambiente ha quedado sanado por completo.

¿Qué se puede lograr, entonces, convirtiéndose en un conocedor, un perito en radiestesia? Simplemente, casi todo: salud, vitalidad, amistad, amor, dinero, oportunidades y éxito, entre otras cosas que deseas, porque además de aprender a eliminar lo que puede serte perjudicial, también puedes aprender a canalizar la energía hacia donde te convenga, a través del empleo de las placas radiónicas.



Leia Também

Medicina Ambiental: Radiestesia


Consulte grátis
Mapa Astral   Tarot   horoscopo

starstarstarstarstar
O artigo recebeu 1 Votos

Gostou?   Sim   Não  

Compartilhe
Facebook   E-mail   Whatsapp

Sobre o autor
isa
Maria Isabel Carapinha é colaboradora do site, radiestesista e trabalha também com Feng Shui.
Ministra cursos e faz atendimentos em residências e empresas.
Trabalha também com a mesa radiônica fazendo atendimentos em seu consultório ou à distância.
Visite meu Site e Acompanhe Maria Isabel Carapinha no Facebook
Email: [email protected]
Visite o Site do Autor

Veja também
artigo Você tem realmente esse tal Livre Arbítrio?
artigo Contrato com a morte
artigo Estesia
artigo A mudança deve ser interna





horoscopo


As opiniões expressas no artigo são de responsabilidade do autor. O Site não se responsabiliza por quaisquer prestações de serviços de terceiros.

auravide

Voltar ao Topo

Siga-nos


Somos Todos UM no Smartphone
Google Play


© Copyright 2000-2020 SomosTodosUM - O SEU SITE DE AUTOCONHECIMENTO. Todos os direitos reservados. Política de Privacidade - Site Parceiro do UOL Universa